Una de las principales calles del cementerio ha sido asfaltada y se ha instalado una marquesina a las puertas del Centro de Salud, en la zona de descanso, para evitar su inutilidad en los días de lluvia

El alcalde de Porzuna, Carlos Jesús Villajos, ha querido mejorar los servicios de la localidad. El Ayuntamiento ha procedido a asfaltar una de las calles principales del cementerio, tras la petición de los vecinos porzuniegos, para facilitar así el tránsito entre las lápidas y el acceso para las personas con movilidad reducida.

De esta forma, la zona donde se sitúan los familiares para velar a sus seres queridos ha pasado de un terreno descampado a una vía en condiciones básicas para la seguridad de todos los ciudadanos.

Esta mejora, que se enmarca dentro de la intención del ejecutivo local por responder a las demandas de los habitantes de Porzuna, no es la única del Ayuntamiento. Los bancos de descanso instalados en las inmediaciones del Centro de Salud se han cubierto con marquesinas. El objetivo es aprovechar también estos asientos en la temporada de invierno y, sobre todo, pensando en las personas que acuden al médico con alguna dolencia que les impide su total autonomía.

Carlos Jesús Villajos ha trasladado a los vecinos que “tienen las puertas del Ayuntamiento abiertas para transmitir sus peticiones y las valoraremos para, en la medida de lo posible, llevarlas a cabo”.

El concejal de Obras Públicas Mariano López añade que “el Ayuntamiento de Porzuna seguirá trabajando duro para repercutir en el beneficio de la calidad de vida de los porzuniegos”.